‘MEDIADORES EN LA E.S.O’

¿Han de estar las familias más presentes en la escuela? ¿La familia y la escuela deben ir separadas?


Tras la lectura del artículo periodístico de El Mundo ‘Mediadores Hasta en WhatsApp’ surge la duda de si la familia puede o no intervenir en los conflictos que se producen entre los alumnos de la E.S.O.

En el texto se exponen algunos casos de institutos españoles en los que se han producido distintos tipos de conflictos. La solución que plantean y emplean es la figura del mediador. El mediador es un alumno/a del propio centro que actúa como intermediario o conciliador entre ambas partes cuando se producen dichas situaciones. En primer lugar, se escucha de manera individualizada cada argumento y a continuación se junta a ambos estudiantes para que escuchen la versión del compañero. Tal efecto ha tenido esta iniciativa que en la comunidad de Madrid se han creado proyectos relacionados con este ámbito con el objetivo de que el problema se circunscriba únicamente al área escolar.

Bajo mi punto de vista, esta nueva figura ejerce un efecto positivo a la hora de resolver conflictos ya que se trata de una persona de su entorno – un compañero – con la que es posible tener un trato cercano y además no transmite ese concepto de autoridad como podría hacerlo un profesor.

Ahora bien, ¿Debe intervenir la familia en este contexto? Está claro que detrás de cada adolescente se esconde un universo (como bien decía César Bona). Sería conveniente analizar de forma particular cada caso para poder comprender todo aquello que se esconde detrás de cada alumno y que en muchas ocasiones es invisible en la escuela.  No obstante, sería prácticamente inviable para un profesor de secundaria realizar dicha acción, bien por el número de alumnos o por falta de tiempo. Aun así, lo más significativo según mi opinión, es tener en cuenta una serie factores externos al aula que ejercen una gran influencia en el desarrollo de la educación y que son igual o incluso más relevantes que los resultados obtenidos al finalizar el curso. Con esto último, me refiero a familias desestructuradas, padres separados, inestabilidad económica… Por consiguiente y respondiendo a la pregunta, sí que debe intervenir la familia en la educación, pero no tanto en la escuela en este tipo de disputas sino desde casa. ¿Cómo? Educando y transmitiendo los mejores valores a sus hijos. De modo que:

  • La familia ha de ser un respaldo de apoyo para los hijos.
  • La familia es la primera escuela y la escuela es la segunda casa.

¿Y vosotros? ¿Pensáis que la familia tiene/puede intervenir en estas situaciones?

#máseducaciónporfavor #opinión #familiayeducación #mediadoresenlaESO

©Adrián de la Fuente Ballesteros.

Anuncios

8 comentarios en “‘MEDIADORES EN LA E.S.O’

  1. Gracias por compartir esta interesante reflexión. Estoy de acuerdo en que la familia tiene que ser la primera escuela, donde el modelo sea el contexto, los padres. La escuela debe de contar con la familia ante cualquier situación que se de en el aula. Es mi opinión. Un saludo

    Le gusta a 2 personas

    1. ¿De qué manera crees que la familia puede participar en la escuela?
      ¡Gracias por comentar!

      Me gusta

      1. Para empezar implicándose en los programas, participando y proponiendo alternativas. Supongo que los docentes agradecen este tipo de iniciativas. Y aunque muchos padres si tengan interés, las demandas de la sociedad y las dificultades de conciliar la educación de los hijos con el trabajo hacen difícil esta implicación.

        Le gusta a 1 persona

      2. Tienes toda la razón. Los docentes como dices lo agradecerían y creo que los padres así conocerían más a sus hijos.

        Le gusta a 1 persona

  2. Como padre he participado en todos los AMPAS, sin H desde que mi hija ingreso en la Guarrería hasta que termino el Instituto, las tres han sido ampas activas en las que los padres y madres han participado de toda la problemática del centro, en los dos primeros pasos junto a los profesores y en el tercero ya había alumnos. Me parece que el Centro de Enseñanza no puede ser algo aislado del resto de la vida del niño-niña.

    Le gusta a 1 persona

  3. elcieloyelinfierno octubre 7, 2019 — 11:08 pm

    Resulta obvio decir que el núcleo basal de la sociedad está en crisis. La familia en un universo global e individualista, no podría estar fuera de este contexto. Acercar a la familia, cualquiera sea su tipologia es fundamental para descubrir las razones sociológicas y psicológicas de las diferencia entre pares, Para ello, se necesitaría el respaldo de Políticas Publicas, con proyectos que la acerque a la escuela, para profundizar sobre las razones invisibles que permitan interactuar con la verdadera causa del conflicto. Eso si, debería no ser obligatoria. Todo lo compulsivo genera rechazo. La ausencia ante una situación no deseada, la culpa que también debe ser tratada.

    Me gusta

  4. En Venezuela, la familia y el entorno, son parte, actores principales de la comunidad escolar y junto al llamado ‘estado docente’ son los llamados a resolver los conflictos entre estudiantes de un mismo centro o entre centros educativos.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close